Omega 3 es un producto que aparentemente está de moda pero ¿quién sabe qué es?, ¿qué beneficios trae a la salud?, ¿por qué hay que incorporarlo a la dieta diaria?, ¿cuál es la dosis recomendable a consumir?, ¿qué alimentos lo contienen?

El Omega 3 es una grasa poliinsaturada presente en alimentos como el pescado, mariscos, nueces o aceite de soya y que gracias a los beneficios que aporta a la salud ha sido incorporado a la leche y los huevos. Estas grasas poliinsaturadas son esenciales para el organismo, pero este no las fabrica por sí mismo, por lo que necesita ser ingerido de alimentos de consumo diario.

alimentos omega 3

Los ácidos del Omega 3 ofrecen muchos beneficios como el desarrollo cerebral y ocular. Sin embargo, por lo que más se conocen es por su facultad para prevenir enfermedades cardiovasculares, coronarias y cerebrovasculares.

La leche orgánica: un alimento rico en Omega 3

En la actualidad existen muchas granjas orgánicas que se encargan de producir carne y leche enriquecidas y fortificadas con elementos como el Omega 3, cuyo consumo es esencial para el buen funcionamiento del ser humano. Estos productos llamados “bio” contienen menos grasas saturadas que incrementan el riesgo de dañar la salud.

La leche orgánica puede contener el doble de Omega 3 que los productos naturales provenientes de la agricultura. La leche con Omega 3 reduce el riesgo de enfermedades cardíacas, mejora el desarrollo neurológico y fortalecen el sistema inmunológico.

Se dice que es muy difícil absorber la cantidad de Omega 3 que necesita el ser humano a través de una dieta tradicional, por lo que el consumo de productos fortalecidos con este elemento, como los productos orgánicos, mejoran sustancialmente la ingesta de esta sustancia.

¿Cuál es la cantidad de Omega 3 que se debe ingerir?

El consumo de Omega 3 va a depender de ciertos factores como la edad y los hábitos alimenticios de la persona, pero se supone que debe estar entre 20 y 300 gramos diarios, obtenidos del consumo de pescado, de la leche con Omega 3 y de otros suplementos. La tabla de consumo por edad sería:

  • De 0 a 6 meses se recomienda entre 20 y 50 miligramos si no reciben lactancia exclusiva.
  • De 6 meses a 24 meses el consumo debe ser de 50 miligramos diarios que pueden ser consumidos en pescado azul o leche.
  • De 2 a 4 años se recomienda 100 a 150 miligramos diarios de Omega 3.
  • De 4 a 6 años debe ser de 150 a 200 miligramos diarios.
  • De 6 a 10 años es recomendable 200 a 250 miligramos diarios.
  • Entre los 10 a los 18 años 250 miligramos diarios será lo deseado.
  • En adultos una dosis algo superior a los 250 miligramos está bien.
  • Durante el embarazo y la lactancia la dosis debe ser de 300 miligramos.

Beneficios del consumo de leche con Omega 3

La leche con Omega 3 puede llegar a ser uno de los productos más esenciales que necesita el organismo para mantenerse sano, pues son ácidos grasos que el ser humano no produce por sí mismo. Por eso es necesario proveerlos mediante la ingesta de esta leche entre cuyos beneficios se destacan:

  • Producir las hormonas que el cuerpo requiere para estar sano.
  • Lubricar las articulaciones.
  • Proteger el cuerpo de enfermedades infecciosas.
  • Prevenir posibles inflamaciones.
  • Incrementar la elasticidad del cabello y la salud de la piel.

Los ácidos grasos del Omega 3 proporcionan al cuerpo beneficios como:

  1. Proteger el corazón: evita posibles infartos y enfermedades cardiovasculares.
  2. Cuidar el sistema vascular: previene el riesgo de sufrir una trombosis, evitando la inflamación de los vasos sanguíneos.
  3. Reducir el insomnio: mejora la calidad del descanso por contener altos niveles de melatonina, hormona que el cuerpo libera para poder conciliar el sueño.

¿Cómo es una dieta rica en Omega 3?

Cualquier nutricionista sería capaz de establecer una dieta específica para una persona basada en el consumo de Omega 3. Este sería un claro ejemplo de lo que debería ser una dieta diaria que contiene los niveles de ácidos Omega 3 que el cuerpo necesita.

Desayuno:

  • Un vaso de leche enriquecida con Omega 3 endulzada con miel.
  • Una rebanada de pan integral que contenga semillas de lino, relleno con tomate, aguacate y nueces.

Comida:

  • Ensalada de tomate, berro, semillas de girasol y kiwi, con aceite de oliva.
  • Salmón al horno con quínoa.
  • Manzana asada o natural

Cena:

  • Ensalada de repollo con semillas de sésamo.
  • Tortilla de espinacas con calabacín.
  • Un yogur con cualquier tipo de semilla.
Si te gusta, vota y dale a las estrellas para calificarlo
Puntuación media: 0

Y también puedes compartirlo con los demás


recetas cocina Cocina Mediterránea Recetas para fiestas Tapas y pinchos Crepes Arroces Helados Vídeo Recetas Ensaladas Entrantes Cocina vegetariana Carnes Pizzas Recetas de Verano Cupcakes Pastas Pasteleria Guisos y cocidos Alimentacion y salud Recetas para niños Pescados Postres Recetas de Navidad Cremas Recetas Halloween

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies